Riesgos globales para el 2018
Hace menos de tres semanas termino el 2017, y este nuevo año llegará con oportunidades y desafíos. Con una recuperación robusta en casi todo el
Prensa Digital

Riesgos globales para el 2018

Riesgos globales para el año 2018

Hace menos de tres semanas termino el 2017, y este nuevo año llegará con oportunidades y desafíos. Con una recuperación robusta en casi todo el mundo, los riesgos estarán ligados a la inestabilidad política.

Esto es particularmente cierto para América Latina, donde el próximo año México, Brasil y Colombia enfrentarán comicios presidenciales que pueden cambiar el mapa político de la región, con la élite consumida por los escándalos de corrupción y las apuestas anti-establishment ganando fuerza. En Venezuela, la crisis política se agudizará con las elecciones presidenciales de principios del año, y en la que la participación de la oposición está cuestionada. Por otro lado, la economía profundizará su caída y, según expertos de Eurasia, el próximo año al gobierno de Nicolás Maduro no le quedará otra que declarar el default.

Mirando al norte, en Estados Unidos la pregunta de este año y que se traspasará el próximo es si la racha alcista registrada en la bolsa es sostenible o es una burbuja a punto de estallar. En el ámbito político, la primera victoria de Donald Trump con la reforma tributaria le puede costar la mayoría en el congreso a los republicanos en las elecciones en octubre, poniendo en peligro el resto de la agenda oficialista. En tanto, una amenaza personal a Trump será la investigación sobre los lazos de su campaña con el Kremlin, que hace a algunos expertos a apostar a que no termine su período presidencial.

Los riesgos políticos se tomarán también la agenda de Europa y Asia. La crisis de gobernabilidad en Alemania y las elecciones en Italia pueden afectar la estable recuperación de toda la Unión Europea. En tanto, en la península coreana, las tensiones por la amenaza nuclear de Pyongyang pueden evolucionar en algo más que el intercambio de palabras, generando una crisis geopolítica que afectará a todo el mundo.

Con unas excepciones, la incertidumbre política hasta ahora no afectaría significativamente la situación económica global. Los expertos pronostican que tanto Europa como China y Estados Unidos seguierán su trayectoria estable de crecimiento, alentando la expansión de los mercados emergentes como los de nuestra región.

Etiquetas: